La integración de tecnología inalámbrica 5G en diferentes industrias podría crear bastantes valores sociales, a la vez que se requiere considerar la regulación de 5G, señalaron expertos que asistieron el martes a una cumbre con el tema de "Adoptando la 5G para el Futuro".

La cumbre fue organizada por la Asociación de Importadores y Exportadores Chinos de Hong Kong y China Mobile Hong Kong.

El vicepresidente del Comité Nacional de la Conferencia Consultiva Política del Pueblo Chino (CCPPCh), Leung Chun-ying, habló en la cumbre sobre las influencias de la tecnología 5G y las responsabilidades de los gobiernos para regular la 5G desde una perspectiva social.

Leung dijo que las características de alta velocidad y gran capacidad de 5G que traspasan las barreras geográficas inevitablemente requieren de políticas reguladoras de parte de los gobiernos.

Por ejemplo, las consultas médicas a distancia se podrían hacer por redes 5G, permitiendo a médicos extranjeros no registrados en Hong Kong examinar a pacientes y prescribir medicinas allí, mencionó, y agregó que las regulaciones correspondientes tienen que ser consideradas.

A medida que la tecnología 5G se convierte en una tecnología clave en la vida de las personas, los gobiernos deben pensar acerca de los asuntos de regulación, especialmente cuando puede afectar la seguridad nacional, indicó.

Edward Deng, presidente de Huawei Wireless Solution, comentó en la cumbre que 5G no es una industria independiente, pero que podría integrarse a diferentes industrias y generar numerosos valores sociales.

Por lo tanto, Huawei ha estado trabajando con diferentes industrias sobre 5G para crear más aplicaciones innovadoras, tales como la colaboración con industrias como medios de comunicación, educación, turismo y finanzas.

Lu Tingjie, del cuerpo académico de la Universidad de Correos y Telecomunicaciones de Beijing, dijo que durante la era 5G, las redes móviles conectarán no solamente las comunicaciones entre personas sino también entre personas y todo, y las diferentes industrias deben adoptar proactivamente la 5G para no rezagarse de sus contrapartes.

Lu dijo que la era 5G vendrá dentro de cinco a ocho años, y que las compañías deben empezar a prepararse ahora para diseñar un modelo de negocios que pueda integrarse bien con la más moderna tecnología inalámbrica.