La presidenta municipal de Puebla, Claudia Rivera Vivanco acusó al gobernador, Miguel Barbosa de querer tomar el control de la Policía Municipal por consejo de personajes del morenovallismo, en  referencia a Ardelio Vargas Fosado.

Luego de que el mandatario poblana llamó a la alcaldes a asumir "voluntariamente" el nombramiento de Carla Morales, y advertir que mandos policíacos están vinculados con delincuentes, la presidenta advirtió que no dejará que los ex asesores de Moreno Valle pasen por la 4T.

También afirmó que en muchas ocasiones preguntó a Barbosa si había dudas sobre la honorabilidad de Lourdes Rosales, y que el gobernador dijo que no. 

Todas estas ideas forman parte de un posicionamiento que difundió esta noche, donde remarca que jamás rompió un acuerdo y que los operativos exitosos en la ciudad, sobre todo en mercados, fueron a iniciativa del gobierno municipal.

LEER TAMBIÉN:
Policía Municipal de Puebla está penetrada por la delincuencia, afirma Barbosa Estoy obligado a devolver la tranquilidad  A continuación el posicionamiento completo: 

En materia de seguridad pública, quiero mandar un mensaje de serenidad y de certidumbre, ambas se requieren en el fortalecimiento de seguridad y construcción de la Paz.

La obligación auténtica de los gobiernos de la 4T y la instrucción del presidente es limpiar a las policías de corrupción y de todas las formas de infiltración, y me refiero a todas: policías municipales, estatales y federales.

De forma inédita, desde el comienzo de esta administración no solo se cambiaron los altos mandos sino todos los mandos medios, los cuales se encuentran sujetos permanentemente a evaluación. Además, reitero mi disposición a investigar, denunciar y en su caso, sancionar e inhabilitar a todos los servidores públicos que hayan cometido cualquier tipo de falta administrativa o penal.

En repetidas ocasiones pregunté al Gobernador y al Fiscal estatal, si la Secretaria de Seguridad Ciudadana del Municipio de Puebla, Lourdes Rosales, tenía denuncia, noticia criminal o sospecha, en su contra; siempre, en todas, me contestaron que NO.

Como nunca antes, esta administración municipal participó y ordenó la realización de operativos en lugares en los que históricamente nunca habían entrado las fuerzas policiales, por temor o por complicidad, tales como el mercado Unión, el mercado Morelos, 46 poniente, el mercado independencia y la zona conocida como la cuchilla, de todo esto es testigo la Guardia Nacional y la SEDENA.

Manifiesto mi determinación para continuar ordenando operativos en lugares en los que no entraba la fuerza pública y dominaba la delincuencia.

Por años, gobiernos y funcionarios se abstuvieron de entrar en algunos mercados y zonas con alta presencia delictiva. No lo hicieron el secretario de seguridad de Rafael Moreno Valle y quien fuera en su momento su secretaria particular. Sin embargo, hoy asesoran al Gobernador Barbosa, rechazan nuestras propuestas de más operativos y pretenden tomar el mando de la Policía Municipal. Estos personajes pasaron por Atenco, Chiapas, Migración y el morenovallismo; no pasarán por la 4T.

Quiero dejar claro que todos los asuntos que competen a la seguridad del municipio los he informado puntualmente al gobernador del estado. Jamás rompí un acuerdo.

Al contrario, en todo momento, por todas las vías y conductos, externé mis preocupaciones sobre los perfiles que están recomendando los funcionarios estatales.

Con el ánimo de garantizar la seguridad y la tranquilidad de la ciudadanía, solicité opinión a algunas instancias federales, de ello informé al Gobernador. La opinión federal la recibimos telefónicamente tanto el Gobernador como su servidora. La posición fue clara: mantener la seguridad, preservar la autonomía municipal y dejar fuera de las fuerzas municipales a los grupos de funcionarios mencionados.

Colaboración total y apertura irrestricta, pero nada que violente la autonomía municipal.

Ciudadanos y ciudadanas, tengan la certeza que escucho todas las recomendaciones, me reúno con distintos actores políticos, pero también soy una autoridad electa, una tomadora de decisiones y siempre manifestaré mis opiniones. Mi responsabilidad es dar soluciones, no acatar instrucciones de las que no estoy convencida.

¿Qué es la cuarta transformación si no avanzamos en la sana división de poderes? ¿Qué es la cuarta transformación si no respetamos la autonomía? ¿Qué es la cuarta transformación si permitimos que regresen los mismo personajes que vulneraron la Paz y la seguridad de Puebla.

Refrendó mi juramento de desempeñarme leal y patrióticamente y mi absoluta disposición para seguir trabajando de manera coordinada con la federación y el estado, pero sobre todo de la mano de la ciudadanía en la construcción de la Paz.

La política es el espacio de los acuerdos no de las imposiciones.