Cuando los enamorados celebren el Día de San Valentín en todo el mundo, muy pocos estarán pensando en el medio ambiente.

Sin embargo, es posible que pronto tengan que hacerlo: el cambio climático amenaza muchas tradiciones románticas, desde los mares en ascenso que podrían inundar las islas codiciadas para lunas de miel hasta los cambiantes patrones climáticos que afectan a los viñedos de la región francesa de Champagne.

Aquí hay cinco que están en peligro.

1. LUNA DE MIEL EN UNA ISLA: Las playas de arenas doradas son un popular escape para las parejas en luna de miel, pero destinos románticos como Bali y Maldivas están amenazados por el aumento del nivel de los mares.

La mayor temperatura del océano también está causando la decoloración de los corales y los científicos dicen que la contaminación y la pesca excesiva podrían contribuir a la pérdida de hasta el 90 por ciento de los arrecifes mundiales para el 2050.

La contaminación con plástico también está afectando a muchas naciones insulares, con Vanuatu y las Seychelles.

2. VISITAR LA CIUDAD DEL AMOR: París es por excelencia la ciudad del amor, pero en los últimos años el famoso paisaje urbano está envuelto en smog, lo que ha llevado a las autoridades a prohibir periódicamente el tráfico en los Campos Elíseos.

De acuerdo con Airparif, un organismo de monitoreo del gobierno, casi el 85 por ciento de los aproximadamente 10 millones de personas que viven en la región de París están expuestos a niveles de contaminación superiores a los objetivos nacionales.

La contaminación del aire es responsable por 48.000 muertes al año en toda Francia, la tercera mayor causa de muerte detrás de fumar y consumir alcohol, según un estudio de 2016 de la Agencia Nacional de Salud Pública francesa.

3. REGALAR BOMBONES. Las cajas de chocolates brillan en las tiendas antes de cada 14 de febrero y es difícil imaginar que esto pueda acabar.

El cacao prospera en un clima cálido, pero requiere lluvia y sombra para crecer y los productores dicen que la deforestación y un clima cambiante están amenazando los suministros mundiales.

Mondelez International, compañía estadounidense detrás de las marcas Milka y Cadbury, advirtió que las regiones productoras de cacao podrían no ser adecuadas para el cultivo en los próximos 30 años si no se toman medidas urgentes.

Eso incluye a Costa de Marfil y Ghana, actualmente responsables por el 60 por ciento de la producción mundial de cacao.

4. UN BRINDIS DE ESPUMANTE. Los viticultores de Champagne, región del este de Francia donde se produce el famoso vino espumoso, dicen que las altas temperaturas llevaría a cultivos más tempranos de uva.

Algunosya compraron tierras en el sur de Inglaterra como seguro contra las variaciones climáticas, que podrían modificar el distintivo sabor del champán. Cada año se venden 310 millones de botellas de la bebida.

Científicos advierten que es probable que las temperaturas mundiales aumenten entre 2 grados y 4,9 grados centígrados este siglo en comparación con tiempos preindustriales, lo que podría acrecentar la presión sobre la agricultura en todo el mundo.

5. PASEAR EN UNA GÓNDOLA POR VENECIA. La ciudad italiana flotante, famosa por sus románticos paseos en góndola y la histórica Plaza de San Marcos, está en riesgo de inundaciones y tormentas exacerbadas por el cambio climático, dicen expertos.

Italia está construyendo barreras contra inundaciones para proteger la frágil ciudad, uno de los varios sitios declarados Patrimonio Mundial de la UNESCO en la región del Mediterráneo que están amenazados por la erosión costera y las inundaciones a medida que los océanos elevan su nivel.

El panel de científicos del clima de Naciones Unidas proyectado que las emisiones humanas de gases de efecto invernadero podrían hacer que los niveles del mar aumenten hasta 59 cm para 2100.