El estado de Puebla recibirá más de 134 millones de pesos para reconstruir 86 inmuebles religiosos, culturales e históricos afectados por sismos en 2017, anunció la Secretaría de Cultura del gobierno federal, a través de la Dirección General de Sitios y Monumentos del Patrimonio Cultural (DGSMPC).

Puebla, es el estado del país que más recursos recibirá y más inmuebles intervendrá, de acuerdo con la relación dada a conocer por la DGSMPC que seleccionó 280 proyectos de diferentes estados del país: Chiapas y Tlaxcala con 19 cada uno; Ciudad de México con 42; Estado de México con 18; Guerrero con 12; Morelos con 31 y Oaxaca con 53.

El programa busca apoyar proyectos de restauración, conservación y mantenimiento de bienes culturales, que dan identidad y son parte del patrimonio cultural de las comunidades, afectados por los sismos de septiembre de 2017 y febrero de 2018, que aún no cuenten con recursos disponibles para su recuperación en los programas existentes, ni del seguro institucional del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) y que, además, ostenten la declaratoria de desastre, emitida por la Secretaría de Gobernación.

ATLIXCO, IZÚCAR, PUEBLA Y CHIETLA, LOS MÁS BENEFICIADOS

De acuerdo con el reporte, los municipios con más proyectos aprobados son: Atlixco, Izúcar de Matamoros, Puebla y Chietla. Otras zonas que se intervendrán son: Ixcaquixtla, Huehuetlán, Palmar de Bravo, Tecali de Herrera, Tecamachalco, Tlapanalá, Molcaxac, Ixcamilpa de Guerrero, Huejotzingo, Xicotlán y tepeaca.

En el caso de Puebla, entre los proyectos destaca la intervención de la Sala Rodríguez de Alconedo en la Casa de Cultura, que tendrá un presupuesto de 3.5 millones de pesos; la Casa del Conde de Ovando con 1.5 millones, y el Antiguo Trato de Tocineria con 95 mil pesos.

RECURSOS SE DEBEN APLICAR EN 2019

Los recursos se asignaron tras revisar los resultados de la convocatoria del Programa Nacional de Reconstrucción 2019, que cerró el pasado 8 de mayo, recursos deberán ejercerse en el año fiscal 2019.

Los proyectos fueron seleccionados luego de que la Comisión Dictaminadora, integrada por 20 miembros, con perfiles especializados en restauración, rehabilitación, conservación, mantenimiento y prevención de bienes culturales, pertenecientes a la Escuela Nacional de Conservación, Restauración y Museografía; del Consejo Internacional de Monumentos y Sitios ICOMOS; de la Coordinación Nacional de Conservación del Patrimonio Cultural, de la Subdirección General del Patrimonio Artístico Inmueble; de la Coordinación Nacional de Centros INAH, así como de la Coordinación Nacional de Monumentos Históricos y de la dirección general de Sitios y Monumentos del Patrimonio Cultural.

Aquellos bienes que sean intervenidos deberán contar con la autorización y supervisión de las autoridades federales o locales competentes.

Se tendrá especial cuidado en restaurar, mantener y rehabilitar no sólo los monumentos arqueológicos, históricos y artísticos, como templos, capillas, casas de cultura, museos, centros culturales, vivienda histórica, así como otros edificios catalogados, sino también en la conservación y mantenimiento de la arquitectura popular y vernácula o de sitios que dan identidad y son parte del patrimonio de las comunidades.

Que se considerara la participación de profesionistas y empresas especializadas en la restauración, para la capacitación de artesanos locales en técnicas tradicionales de construcción.