El gobernador del estado, Miguel Barbosa Huerta anunció que a partir de este jueves comenzarán con el relevo de mandos policíacos en los municipios de Amozoc, San Martin Texmelucan, Juan C. Bonilla y Huejotzingo.

Una vez que se haya concluido con este procesos,  se dará a conocer el nombre del Mando Coordinado que se encargará de unificar criterios en estos cuatro municipios, así como San Andrés y San Pedro Cholula, Cuautlancingo y Coronango, para combatir la inseguridad.

El municipio de Puebla será el único que quede fuera de la estrategia, debido al rompimiento de los acuerdos de la alcaldesa Claudia Rivera con el gobierno del estado, dijo el mandatario.

"No podíamos anunciar cambios hasta que se diera el relevo en el municipio de Puebla, ese era el cambio mayor. No podíamos hacerlo, pero ya que el escenario se presentó así, ni modo", dijo Barbosa al citar que Claudia Rivera lo sabía, y recordó que, incluso ella, presumió en redes sociales las reuniones con las autoridades estatales para avanzar en el plan.

Dijo que el Mando Coordinado para la Zona Metropolitana será una persona cuyo perfil será consensuado con todos municipios. 

El perfil del Mando, dijo que ya se tienen elegido y que su característica principal es que debe tener formación de "policía".

TLACHI ESTÁ ACARGO DE LA POLICÍA MUNICIPAL DE PUEBLA, DICE

Durante una conferencia de prensa que ofreció en Casa Aguayo - sede del Gobierno de Puebla - , Miguel Barbosa aseguró que Jesús Tlachi Meneses es quien esta a cargo de manera oficial de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC).

Indicó que no sabe de la renuncia de Lourdes Rosales Martínez. "No está confirmada", acotó, pero afirmó que el ayuntamiento deberá desenredar el tema.

"La señora Rosales no esta ni fisicamente en la sede municipal y dejaron al general Tlachi (...) Es un asunto de simulación", remarcó.

Sobre el desalojo de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) de las instalaciones del C5, indicó que todo esta legalmente respaldado.

"La policía municipal de Puebla tenia dos pisos en el C5 del gobierno del estado; no acudía la directora; solo había personal. No realizaban labores esenciales".

Se le preguntó si ya habló con Claudia Rivera desde que inició el pleito, y el gobernador respondió: "No, no… ¡Que horror!"