En cuatro de las cinco estaciones en Puebla que miden la calidad de aire se rebasan los límites de partículas suspendidas mayores a 2.5 y 10 micrómetros, generadas por el transporte terrestre, la estación del BINE no registra datos.

En una consulta realizada este jueves en el sitio oficial del Sistema Nacional de Información de la Calidad de Aire (Sinaica) se constató que las estaciones de la Universidad Tecnológica de Puebla y Agua Santa reportan los niveles más altos de contaminantes pues rebasan el límite --45-- de Partículas Menores a 2.5 micras (PM2.5), pues registran 48 y 47 µg/m3, respectivamente.

Mientras que la estación Velódromo registró los niveles más altos de contaminantes de Partículas Menores a 10 micras (PM10), pues registra 116 µg/m3 (micrómetros/metros cúbicos), lo que representa 1.5 el valor límite de 75.

También en las estaciones Las Ninfas y Agua Santa también se rebasa el límite permitido de PM10, pues se registran 80 y 88 µg/m3.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), las partículas suspendidas afectan más que cualquier otro contaminante y sus principales componentes son los sulfatos, los nitratos, el amoníaco, el cloruro de sódico, el carbón, el polvo de minerales y el agua.

Las partículas se clasifican en función de su diámetro en PM10 --partículas con un diámetro aerodinámico inferior a 10 micras (µm)-- y PM2.5 --diámetro aerodinámico inferior a 2,5 micras (µm)-- éstas últimas son las de mayor peligro, pues al inhalarlas, pueden llegar a los bronquiolos y alterar el intercambio pulmonar de gases, ocasionando enfermedades respiratorias.

Cabe mencionar que la estación en el Benemérito Instituto Normal del Estado (BINE) no reporta ningún dato sobre la contaminación del aire en las últimas 24 horas.