Para este día, canales de baja presión se ubicarán en el interior y sureste del país, interactuando con el desplazamiento de la onda tropical No. 4 al sur de las costas de Chiapas, con tormentas puntuales muy fuertes acompañadas de descargas eléctricas y posible caída de granizo en Oaxaca, Puebla, Michoacán, Jalisco, Durango y Chiapas;

Una línea seca en el norte de México en combinación con la entrada de humedad del Golfo de México, provocarán lluvias con chubascos y rachas de viento superiores a 60 km/h en Sonora, Chihuahua, Coahuila, Nuevo León y Zacatecas.

Finalmente, continuarán las temperaturas muy calurosas en entidades del noroeste y norte del territorio nacional.

El 21 de junio a las 10:54 horas del centro de México dará inicio el verano 2019 en el hemisferio norte. 

El Servicio Meteorológico Nacional (SMN) prevé tormentas fuertes con tormentas puntuales muy fuertes y posible caída de granizo en  Oaxaca, Puebla, Michoacán, Jalisco, Durango, y Chiapas; así como intervalos de chubascos en Coahuila, Nuevo León, Tamaulipas, San Luis Potosí, Zacatecas, Nayarit, Colima, Guanajuato, Hidalgo, Tlaxcala, Ciudad de México, Tabasco, Campeche y Quintana Roo.

Habrá cielo despejado con incremento de nubosidad durante la tarde y desarrollo de tormentas puntuales muy fuertes en Puebla; fuertes en Morelos e intervalos de chubascos en Guanajuato, Hidalgo y Tlaxcala, las cuales se acompañaran de actividad eléctrica y posibles granizadas. Además de lluvias aisladas en Querétaro. Ambiente caluroso y viento del noreste de 10 a 25 km/h con rachas en zonas de tormenta.