Por “inmoral e indignante”, el Partido Acción Nacional manifestó su rechazo a la propuesta gubernamental para incrementar el Impuesto por hospedaje y aumentar a 3% el Impuesto sobre la Nómina, pues perjudicará el de por sí dañado bolsillo de las familias poblanas.

La dirigente estatal Genoveva Huerta indicó que elevar los impuestos es insultante por la por la situación en la que se encuentra la economía nacional, en especial la poblana, toda vez que repercutirá en el sector turístico y empresarial, además de que terminará por afectar a los ciudadanos. “Barbosa y los diputados de Morena quieren aplicarnos la ‘roqueseñal’cuando ni siquiera han dado resultados a la población.

Ni hay más patrullas, ni más obra, ni hay más servicios públicos, pero eso sí, habrá más impuestos y con ello un consecuente sobreprecio en los bienes y servicios”, aseveró. En conferencia de prensa, aseguró que la ciudadanía no siente lo duro sino lo tupido después de aumentar las tarifas en el transporte público, por lo que consideró “insultante” pensar en nuevos impuestos.

Acompañada del Secretario General Francisco Fraile, de la Secretaria de Estudios y Formación, Rocío Aguilar, el representante ante el IEE, Luis Olmos Pineda, y el tesorero Jorge Zambrano, Huerta Villegas enfatizó que los ciudadanos viven con el alma un hilo, pues es muy posible que ante la disminución de recursos en los municipios éstos tengan elevar impuestos como el predial y la basura. Mencionó que otro duro golpe para la sociedad lo constituirá la aprobación de la Ley para el Fomento y Protección del Maíz Nativo, pues con ello el kilo de tortilla se elevaría a 60 pesos: “¿En dónde quedó entonces aquella propuesta de primero los pobres?: Con Morena es mentira tras mentira”, dijo.

Por lo anterior, la dirigente pidió al gobierno y a los diputados de Morena dar marcha atrás a dicha propuesta: “Lo que nosotros proponemos es ofrecer mejores estímulos fiscalespara la atracción de inversiones en el ramo hotelero, lo que generaría un mayor número de empleos.

Además de disminuir a 2% el Impuesto sobre la Nómina, pues con ellos los empresarios podrían ofrecer mejores remuneraciones salariales a la base trabajadora”. “Hoy le decimos basta al abuso. Queremos que los recursos se utilicen de manera adecuada. Le pedimos al gobierno federal deje de disminuir las partidas presupuestales en rubros prioritarios para la población, y que deje de regalar dinero mediante programas sociales”, finalizó.