En el municipio de Amozoc, las autoridades estatales confirmaron el rescate de un empresario secuestrado y por el que pedían un pago cercano de 250 mil pesos. En el operativo de la Fiscalía Especializada en Secuestros y Delitos de Alto Impacto (FISDAI), de la Fiscalía General del Estado (FGE) se aseguraron 10 personas involucradas en el secuestro.

La información oficial señala que Marco Antonio Rojas Luna, de 38 años quien fue víctima de secuestro, derivado del caso se reportan 10 imputados, la recuperación del pago de rescate, aseguramiento de casa de seguridad y vehículo, informó la Fiscalía General del Estado de Puebla.

El hecho ocurrió el 28 de abril de 2019 cuando la víctima fue secuestrada a la altura del entronque a Tepeaca hacia la salida a la autopista cuando iba en su vehículo marca Volkswagen tipo jetta TDI, en compañía de sus dos hijas menores de edad, a las cuales dejaron abandonadas en dicho lugar.

Al día siguiente (29 de abril) el hermano de la víctima comenzó a recibir llamadas de negociación en las que los imputados le exigieron la cantidad de tres millones de pesos a cambio de la libertad de la víctima, comenzando así un proceso de negociación que culminó este 2 de mayo.

En el secuestro participaron 10 personas, tanto en el cobro del rescate como en mantener en cautiverio a la víctima, pasivo que fue rescatado en la casa de seguridad ubicada en la Colonia San Antonio, en Amozoc, Puebla.

También se recuperó el pago del rescate consistente en la cantidad de $249,800.00 y fueron asegurados tres vehículos, dos rotulados para el servicio mercantil de taxi marca Nissan tipo Versa y Tsuru y un vehículo particular marca Volkswagen tipo Bora, así como arma de fuego.