Por falta de comunicación entre el agente del Ministerio Público de la Fiscalía General del Estado y los asesores legales de la familia de Mara Fernanda Castilla Miranda, este día se tuvo que diferir la audiencia intermedia por el feminicidio, que estaba programada para las 10:00 de la mañana, informó la mamá de la víctima, Gabriela Miranda.

A más de tres años del asesinato de la joven originaria de Veracruz y estudiante de la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla (Upaep), el proceso penal en contra de Ricardo Alexis, presunto autor material del feminicidio de la joven en septiembre del 2017, no ha podido pasar de la fase intermedia debido a los múltiples recursos legales y a la falta de coordinación entre los familiares de la víctima y la Fiscalía.

Antes a la audiencia programada para las 10:00 horas de este jueves, Francisco Tlahuicole Hernández, abogado del presunto feminicida, señaló que la audiencia intermedia estaba programada inicialmente para el 26 de marzo pero la pandemia del Covid-19 provocó que el Tribunal Superior de Justicia suspendiera las actividades desde el día 18 del mismo mes.

Ante esta situación fue que los términos procesales se postergaron y fue hasta este día que se dio cita para desahogar la diligencia intermedia donde tanto la parte acusadora como la defensa del detenido ofrecerían los medios de prueba correspondientes para que sean sometidos a una valoración por el juez y se acepten para usarlos en el desahogo de la etapa de juicio.

Aproximadamente a las 10:30 horas, ambas partes ingresaron a una de las salas en la Casa de Justicia de Puebla ubicada en la 11 Sur, pero después de poco más de una hora se tuvo que diferir la audiencia a solicitud del agente del Ministerio Público y de los asesores legales de la víctima, pues no había un acuerdo sobre la presentación de los medios de prueba.
De acuerdo con Francisco Tlahuicole, entre las evidencias que pretendía presentar a favor de su cliente y las de la Fiscalía General del Estado, existían aproximadamente 100 medios de prueba que debían ser sometidos a discusión para su valoración e ingreso a la etapa de juicio.

Tras diferirse la audiencia, la mamá de Mara, Gabriela Miranda, dijo en entrevista que todo se debió a la falta de comunicación y poca empatía que tienen los agentes del Ministerio Público de la Fiscalía, tanto con ella como con sus asesores, lo que provocó que la presente audiencia tuviera que reprogramarse para la última semana de este mes.

La madre señaló que la falta de coordinación entre la Fiscalía y ellos ya ha sido expuesta a las autoridades pues en fechas recientes tuvo la oportunidad de reunirse con el gobernador Miguel Barbosa Huerta, a quien le externó su preocupación por esta situación.

Cuestionada sobre si considera que este tipo de actitudes podría mejorar tras el cambio de fiscal General del Estado, ya que el actual proceso por el feminicidio de Mara se inició en la época de Víctor Carrancá Bourget, la mamá de la joven señaló que no sabe si se podrá mejorar pero tiene confianza en que así sea, por el bien del caso.

Recordó que además de la pérdida de tiempo, la dilación también representa un fuerte gasto económico para ellos ya que al no tener su domicilio en Puebla deben trasladarse desde Veracruz.

Gabriela Miranda explicó que la juez de la causa le autorizó que la próxima audiencia la pueda seguir a través de internet, pero consideró que no es lo mismo y por ello adelantó que seguirá viajando hasta Puebla para estar presente en cada una de las audiencias que se desahogué por el proceso penal en contra de Ricardo Alexis por el feminicidio de su hija.