En la UPAEP, los estudiantes de medicina regresaron a las aulas tras declararse en paro el día miércoles; no obstante siguieron con protestas pacificas, y es que, durante la hora de acceso al plantel del Barrio de Santiago repartieron moños negros en señal de luto.

Tras levantar el paro de actividades que realizaron parte del miércoles pasado, la universidad organizó una ceremonia para hacer un llamado a reconstruir la unidad de la comunidad universitaria.

Flores blancas, veladoras formado una “U”, una silla para Josué Manuel, tres batas blancas sobre unas butacas con los nombres de Ximena, José Antonio y Francisco Javier, fueron los elementos elegidos por estudiantes de la Upaep para honrar la memoria de los jóvenes asesinados.

Antonio Llergo Victoria, secretario de la Upaep, expresó que la muerte de las cuatro personas no puede ser en vano, por ello, aseveró que la seguridad no se puede “regatear” y reconoció el movimiento estudiantil en Puebla que por sacudir a la sociedad para que no permanezca pasiva ante los crímenes que a diario ocurren, muestra de ello –dijo--es que provocaron que los rectores tuvieran una primera reunión con autoridades estatales.

Agregó que al interior de la UPAEP hace falta reconstruir su propio sentido de comunidad, pues dijo que no pueden ser ajenos a los problemas que enfrentan quienes los rodean.

Al concluir su mensaje, los estudiantes comenzaron a colocar flores blancas a los pies de las bancas en cuyo respaldo pusieron batas blancas de la Upaep y la BUAP.

En la entrada principal de la Universidad, pegadas al piso, los paristas colocaron cada una de las cartulinas que usaron durante las protestas que realizaron durante esta semana tras conocer el homicidio de sus compañeros, los colombianos Ximena y José Antonio, de 25 y 22 años de edad.

También en el acceso principal se colocó un gran moño negro en señal de luto.

En tanto en el BINE y la UVP se registraron actos de solidaridad con la UPAEP y la BUAP, universidades a las que pertenecían los estudiantes asesinados en Huejotzingo, y para apoyar la demanda a las autoridades de reforzar las estrategias de seguridad para los estudiantes.