Turquía volvió a convertirse en el aliado del mexicano Sergio Checo Pérez, quien después de nueve carreras el piloto de Red Bull regresó al podio al llegar en el tercer lugar, en una carrera marcada por la pista mojada y los errores de estrategia de Ferrari y Mercedes y una gran batalla del tapatío contra Lewis Hamilton.

Checo Pérez tuvo un bien inicio de carrera al pelear directamente con Pierre Gasly y Fernando Alonso, quienes se tocaron en la primera curva y dejaron el espacio suficiente para que el mexicano lograra ascender al cuarto puesto, sitio que mantuvo durante gran parte de la carrera.

Con una pista mojada los primeros cuatro no quisieron arriesgar y mantuvieron un ritmo estable, mientras que desde la parte media de la parrilla Lewis Hamilton comenzaba a escalar posiciones.
El acercamiento entre Hamilton y Checo Pérez se vivió en la vuelta 22, haciendo que el Gran Premio estuviera a punto de tener la más destacada lucha en pista.

La vuelta 35 enfrentó directamente a Checo Pérez y Lewis Hamilton. El siete veces campeón mundial intentó pelear en la parte final de la vuelta con el mexicano, quien se defendió bien, pero en la recta principal perdió la posición. Sin embargo, un error del inglés en la curva 1 provocó que el tapatío recuperara el cuarto lugar.

Sergio Pérez volvió a recuperar su posición y durante tres vueltas se defendió del británico, quien intentó alcanzar a Pérez, mientras que este se alejaba por más de un segundo.

El equipo austriaco decidió que Checo Pérez ingresara a pits en la vuelta 38, perdiendo dos puestos, ya que Hamilton y Leclerc se negaban a ingresar a pits.

Checo Pérez regresó a la pista, pero no logró aprovechar su cambio de llantas intermedias, alejándose hasta 15 segundos de Lewis Hamilton, pero a 10 vueltas del final el rendimiento del piloto de Mercedes comenzó a bajar y Charles Leclerc y Sergio Pérez se acercaron.

La vuelta 52 fue la clave, pues fue cuando Hamilton ingresó a pits y salió por detrás de Checo Pérez. Sin embargo, el mexicano aceleró y con una buena maniobra superó a Charles Leclerc, obteniendo escalar al tercer puesto.

Al final Checo se benefició de la pelea que tuvieron sus rivales por el cuarto puesto, pues a solo dos vueltas del final tenía una ventaja de 7.060 segundos sobre Charles Leclerc y 11.2 sobre Lewis Hamilton.

Checo Pérez subió en el tercer puesto en Estambul, mientras que su coequipero Max Verstappen finalizó en la segunda posición y el ganador de la carrera fue Valtteri Bottas.