Por abandonar sus actividades y por una serie de irregularidades que fueron denunciadas por los agremiados, destituyen al dirigente estatal de la Unión de Trabajadores Agrícolas (UNTA), Cesar Recova Romero, ya que pretendió lucrar con los apoyos sociales que recibía la organización social, dio a conocer el dirigente Nacional de la UNTA, Álvaro López Díaz, en conferencia de prensa.

Por abandonar sus funciones en el estado de Tlaxcala bajo el argumento de la pandemia de la COVID-19, razón por la que dejó la gestión social por temor a resultar contagiado, esto ocasionó la pérdida de 15 millones pesos que eran canalizados en programas gubernamentales a los campesinos afiliados a esta organización en la entidad, sostuvo el dirigente López Díaz.

Añadió que ese tipo de prácticas no se pueden permitir en una organización que busca apoyar a quienes menos tienen, por tanto, quienes busquen lucrar o sacar provecho personal en esta agrupación no tendrán cabida.

Por ello, se determinó designar a Maribel Cerón Martínez, como representante estatal de la organización quien a partir de este momento asume esta función para organizar el proceso interno que dará pie al nombramiento oficial de quien finalmente quede al frente de la UNTA en Tlaxcala.

Ante las omisiones del ex dirigente estatal de la UNTA y las presuntas irregularidades en su actuar, no descarta que se pueda promover una denuncia ante las instancias procuradoras de justicia, no obstante, esto dependerá de quienes hayan sido afectados, que de ser así como dirigente nacional dará acompañamiento para proceder legalmente contra Cesar Recova Romero.     

López Díaz, explicó que ahora iniciará la organización de las asambleas municipales en el estado de Tlaxcala de donde surgirán las “Unidades de Combate por la Lucha Social”, pues argumentó que ante las políticas del actual gobierno federal es necesario enfrentar los impactos económicos que sufren diferentes sectores como lo es el cabmpo, el cual sufrió una serie de recortes en su presupuesto de hasta 40 por ciento por año.

Recriminó que este gobierno le apueste a la desaparición de las organizaciones sociales, a quienes ha descalificado de incurrir presuntamente en el desvío de los apoyos sociales, no obstante, refirió que la UNTA con presencia en 30 entidades del país se mantendrá firme en su gestión a pesar de las trabas que puedan existir con el gobierno federal, y en cada uno de los estados donde presencia este movimiento y que son gobernados por MORENA.

Por último, estimó que para principios del próximo año ya se tenga el nombramiento oficial de quien asumirá la dirigencia de la UNTA en Tlaxcala, pues primero se debe cumplir con todos los procedimientos constitutivos de las asambleas para   definir la nueva dirigencia en la entidad. Proceso que también se efectuará en Puebla donde el dirigente también abandonó sus funciones.