Estados Unidos retirará todas sus tropas de Afganistán para el 11 de septiembre, cuando se cumplirán los 20 años desde los ataques terroristas que fueron tramados en ese país, informaron autoridades el martes.

La decisión implica que no se cumplirá el plazo del 1 de mayo fijado en un acuerdo entre el gobierno de Donald Trump y el Talibán el año pasado. El presidente actual Joe Biden lleva semanas insinuando que postergaría esa fecha, y con el pasar del tiempo se hizo evidente que no sería posible retirar de manera ordenada a los 2.500 efectivos que quedan allí dentro del lapso establecido. Aun así, una fuente oficial reveló que la reducción de personal comenzará el 1 de mayo.

La decisión de fijar el 11 de septiembre conlleva cierto simbolismo sobre la razón por la que Estados Unidos despachó tropas a ese país en un comienzo: para evitar que grupos radicales como Al Qaida se afinquen ahí y puedan tramar ataques contra Estados Unidos.

Biden llegó a la conclusión de que la fecha de retirada debe ser estricta y no condicionada a la situación imperante en ese entonces dentro de Afganistán, indicó una fuente oficial.

TE PUEDE INTERESAR: Hay actitud de mucho respeto de EU a México: AMLO tras llamada con Kamala Harris

“Nos estamos comprometiendo con reducirlas a cero” para el 11 de septiembre e incluso posiblemente mucho antes, dijo la fuente, añadiendo que Biden dedujo que someter la retirada a las condiciones de uno u otro momento “sería el equivalente a dejarlas en Afganistán para siempre”.

Las fuentes hablaron a condición de anonimato debido a que no se había hecho el anuncio oficialmente todavía. El diario Washington Post fue el primero en informar de la decisión.

Según la fuente, las únicas fuerzas que quedarán en Afganistán serán las necesarias para proteger a los diplomáticos estadounidenses allí. El número preciso de efectivos que se quedarán todavía no se ha determinado.

Añadió que al prorrogar la fecha, se dan las condiciones para una retirada organizada, segura y coordinada con los aliados de la OTAN.