¿Por qué algunas personas no pueden viajar a Estados Unidos pese a que ya están vacunadas contra covid-19?

Porque sus inyecciones no han sido reconocidas por la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) de Estados Unidos o por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

¿Cuáles son las vacunas aceptadas?

La mayoría, pero no todas. Cualquier vacuna contra covid-19 que haya recibido autorización para su uso de emergencia por parte de la Organización Mundial de la Salud, las cuales incluyen la desarrollada por Pfizer, la de Moderna y la de Johnson & Johnson utilizadas en Estados Unidos, así como la mayoría de las aplicadas en el extranjero, tales como la de AstraZeneca y la de Sinovac de China.

Aún en espera

Entre las vacunas más usadas en el mundo que no satisfacen ese criterio están la rusa Sputnik V y la china CanSino. La Sputnik V está autorizada en más de 70 países, mientras que CanSino es permitida en al menos nueve. La OMS sigue esperando más datos sobre ambas vacunas antes de emitir una decisión.

Las vacunas reconocidas por la FDA y la OMS son sometidas a un proceso riguroso de pruebas para determinar que son inocuas y eficaces. Entre las vacunas usadas internacionalmente, los expertos advierten que algunas muy probablemente no serán reconocidas por ambas agencias.

“No todas serán evaluadas en pruebas clínicas con el rigor necesario”, explicó el doctor William Moss, director ejecutivo del Johns Hopkins International Vaccine Access Center.

Una excepción a la regla estadounidense es para las personas que recibieron una serie plena de la vacuna Novavax en un estudio amplio. Estados Unidos está aceptando a los participantes que recibieron la vacuna, no un placebo, porque fue un estudio riguroso de una junta independiente de monitoreo.

Estados Unidos permite además el ingreso de personas que recibieron dos dosis de cualquier combinación de vacunas listadas por la FDA y la OMS.