El diputado federal por Puebla, Benjamín Saúl Huerta Cortes reapareció por segunda ocasión en el noticiero matutino de Radio Fórmula y confirmó que ya fue notificado del inicio de procedimiento de desafuero a solicitud de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México.

Durante la plática virtual grabada con el periodista Juan Francisco Rocha, el legislador sentenció que tiene la conciencia tranquila, pero también admite que está preocupado porque no quiere perder el fuero como resultado de un complot.

"Estoy preocupado porque afecta mi persona, mi imagen mi honoro (...) No temo perder el fuero pero tampoco voy a aceptar que se me desafore por una situación totalmente falsa, por una cuestión orquestada", dijo al insistir que la familia del adolescente que lo acusa de violación, le tendió una trampa.

En la entrevista aseguró que no hay prueba que lo incrimine en la carpeta de investigación sobre el supuesto abuso sexual a un menor de 15 años, por lo que, acusó que se trata de un “linchamiento mediático” en su contra.

“Han pasado dos semanas de infame calumnia, sin embargo, no hay prueba alguna que me incrimine, recibí la carpeta de investigación por notificación de desafuero; la pericial en toxicología: negativa, proctología: negativa, uso de fuerza: negativo. Es un linchamiento mediático, sin ninguna prueba, sin debido proceso y presunción de inocencia”, afirmó.





JOVEN PRESUNTAMENTE VIOLADO ABANDONA PSIQUIÁTRICO

Aunque aún se percibe “ausente”, este miércoles salió de un psiquiátrico de la Ciudad de México (CDMX) el menor que denunció de violación al diputado Benjamín Saúl Huerta.

En entrevista con Azucena Uresti para Grupo Fórmula, Cecilia Calderón, abogada de la familia de uno de los tres jóvenes que fue víctima de Huerta, detalló que el menor acaba de salir del hospital Juan N. Navarro.

Sin embargo, aún no lo dan de alta por el cuadro de depresión que presenta.

“Él está estable. No está dado de alta, como tal. Solamente lo tranquilizaron, lo estabilizaron, para que él pueda regresar a sus terapias, ya programadas, una o dos veces por semana”, explicó Calderón.

(Con información de Radio Fórmula)