Diputados sacaron por mayoría de votos en la comisión Permanente del Congreso local, un exhorto para reducir al 50 por ciento las prerrogativas de los partidos políticos en Puebla, donde se instale un fideicomiso que atienda problemas de salud, como los originados por el COVID-19.

Sin embargo, el tema evidenció las diferencias políticas que mantienen las bancadas de los partidos Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) y Partido Acción Nacional (PAN) dentro del Poder Legislativo.

La diputada local del PAN y todavía titular de la Mesa Directiva del Poder Legislativo, Mónica Rodríguez Della Vecchia, condenó que dentro de este exhorto, se dejara fuera la petición de Movimiento Ciudadano, para convocar al gobierno de federal renunciar a proyectos como el Tren Maya y la Refinería Dos Bocas.

Indicó que el recurso federal, derivaría en miles de millones de pesos, que servirían para una serie de proyectos que reactivarían la economía de Puebla y otras entidades, afectadas por el COVID-19.

Por su parte, la diputada de Morena, Vianey García Romero, condenó la negativa del PAN y otros partidos de oposición, quienes condicionaron su voto a favor para un tema local, a cambio del exhorto para el gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

Señaló que los 10 partidos políticos en Puebla reciben este año un total de 354 millones 023 mil 699 pesos y con este exhorto, se reduciría a 177 millones 011 mil 654 pesos.

Cabe señalar que en caso de aplicarse el exhorto, la Secretaría de Finanzas y Planeación, se encargaría de destinar el 50 por ciento de los recursos públicos para la creación del fideicomiso que atienda problemas de salud en Puebla.