Tres integrantes de una familia fueron ejecutados en el rancho Xalcoatl, en el municipio de San Juan Epatlán, en Puebla, la noche de este viernes. El lugar se encuentra acordonado, mientras se realizan las diligencias correspondientes.

Se trata de un matrimonio y un bebé de seis meses de edad aproximadamente, de los cuales se desconoce su identidad y presentaban impactos de arma de fuego.

El cadáver del bebé estaba bajo el cuerpo de su madre. Dos menores de edad, hijos de los occisos, atestiguaron el crimen y tras ver que se dieron a la fuga los homicidas, salieron a la calle a pedir ayuda.

La Policía Municipal llegó al lugar y dio parte a la Fiscalía General del Estado (FGE) para la realización de las diligencias correspondientes. La zona está acordonada.

Se desconoce el móvil del asesinato y los pequeños que atestiguaron el crimen de sus padres están bajo resguardo de las autoridades correspondientes.


F. MTP Noticias