En Puebla, un grupo provida y un estudiante de Derecho denunciaron ante la Fiscalía General de Justicia del Estado a Kiana 'N', estudiante de la Facultad de Medicina de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP) y a la cirujana, Aissata Si González por el delito de aborto y por usurpación de profesión.

Fue el 9 de abril cuando el estudiante de Derecho, Christer Espino, originario de Veracruz, confirmó en Twitter la denuncia.

En entrevista con Alejandro Domínguez para MILENIO Televisión, Aissata Si González se identificó como médica cirujana certificada por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y explicó que creó la asociación Medicina por el Derecho a Decidir, dedicada a dar acompañamiento a quienes buscan interrumpir su embarazo de forma segura y en casa. Explicó que la estudiante de la BUAP fue acusada injustamente.

“Me ha ayudado a difundir información, pero no ha pasado de eso. A esta chica, que realmente solamente es como conocida de la asociación, la acosaron en redes sociales, presionaron a su escuela para que la dieran de baja, solamente por difundir información científica y confiable, porque a eso es a lo que nos dedicamos”, contó.

LEER MÁS: Critican feministas al Congreso por incumplir con despenalización del aborto

El caso cobró relevancia a finales de marzo, cuando a través del hashtag #AbortoClandestinoBuap, usuarios en contra del aborto viralizaron capturas de pantalla en las que la estudiante de medicina supuestamente ofrecía su apoyo como acompañante de mujeres que querían abortar y recomendaba que un aborto podría realizarse hasta las 23 semanas, es decir de casi seis meses, únicamente con un cambio de dosis de pastillas.

Además, de que se difundieron datos personales y los rostros de la estudiante y la doctora, ocasionando que fueran víctimas de amenazas y acoso, incluso se pidió a la BUAP expulsara a Kiana 'N' por promover el aborto, el cual es un delito en esa entidad. Incluso, Christer Espino reiteró en entrevistas sus acusaciones contra Kiana y Aissat, al decir que son integrantes de una red criminal de abortos clandestinos.

Nota completa AQUÍ